Por qué dormir bien te hará más feliz y saludable

¿Qué tal habéis dormido hoy? Esperamos que bien, porque hoy 13 de marzo  se celebra el Día Mundial del Sueño! La importancia de dormir bien  pasa muchas veces desapercibida y eso que nos pasamos prácticamente un tercio de nuestra vida durmiendo. Por eso, reservar un día al año para recordarlo parece bastante lógico, ¡incluso aunque se haya escogido un viernes 13!

 

El Día Mundial del Sueño lo organiza  anualmente la WASM (Organización Mundial de Medicina del Sueño),  y en este ocasión fijan su atención en el trastorno de sueño que afecta a más personas alrededor del mundo: el insomnio. Para ello, han escogido un eslogan muy motivador «When sleep is sound, health and happiness around» , algo así como que dormir bien te hará más feliz y saludable. 

 

Dormir bien (to sleep sound), se refleja en un sueño profundo, en el que respiramos correctamente, soñamos y descansamos.  Si es así, nuestro sueño será continuo, profundo y sin despertares, lo que favorecerá que nos sintamos descansados y despiertos durante el día siguiente.  Cuando no se cumplen estas condiciones y nos cuesta conciliar el sueño habitualmente o dormimos menos tiempo del que necesitamos, puede que nos estemos atravesando un episodio de insomnio.

Según la WASM, algunas personas con insomnio no se dan cuenta de los riesgos para la salud de no dormir adecuadamente.  No sólo se trata de la incomodidad y el cansancio asociado a la falta de sueño, sino que dormir mal continuamente puede aumentar el riesgo de sufrir trastornos cardiovasculares o afectar a la memoria y provocar déficits cognitivos: por ejemplo, los niños que sufren insomnio pueden tener más dificultades de aprendizaje o sufrir problemas de conducta.  Además, las personas que no duermen lo suficiente podrían tener más probabilidades de sufrir hipertensión, diabetes u obesidad.

 

 

Dormir bien para ser más feliz

No sólo la salud física puede verse afectada por los trastornos de sueño, sino que también afecta a nuestro estado de ánimo: hay estudios que han demostrado que las personas con insomnio tienden a padecer más ansiedad y depresión que las personas que duermen bien. Una mala calidad del sueño puede afectar a nuestro humor (estamos más irritables cuando dormimos mal) e incluso puede influir en nuestras relaciones sociales y actividades diarias. Por ello, la WASM defiende  que dormir mejor conducirá a una vida más feliz, para uno mismo y para las personas que nos rodean.

¿Parecen suficientes razones para cuidar nuestro sueño y darle el tiempo necesario, verdad? Si eres de los que no consiguen dormir bien, te animamos a que busques soluciones para conseguir mejorarlo: por ejemplo,  siguiendo nuestros remedios contra el insomnio.

Feliz Día Mundial del Sueño!